Una buena alimentación y ejercicio para los más pequeños

No hay comentarios
Estamos en una época en la que tenemos muchas actividades que pueden desempeñarse sin realizar ejercicio, como puede ser delante del televisor, delante del ordenador o estudiando.

Los más pequeños de la casa tienen que hacer estas actividades como utilizar el ordenador, ver dibujos en la televisión o hacer su tarea y estudiar.

Pero no podemos olvidar que también debemos cuidar su alimentación y el ejercicio.

En cuanto a la alimentación hay que educarlos para que coman desde pequeños alimentos sanos como lo son los de la dieta mediterránea: verduras, pescado, aceite de oliva, frutas, jamón cocido, yogurt, leche, etc...
Si desde pequeños se acostumbran a comer estos alimentos y además ven día a día como sus padres también lo hacen será mucho más fácil que tengan una dieta sana y equilibrada.
Un bocadillo de jamón cocido el Pozo con aceite, una pieza de fruta y un vaso de leche es una merienda ideal que les aportará la energía necesaria sin grasas saturadas.

Niños jugando

En cuanto al ejercicio es interesante que practiquen deportes, pero no es menos importante que también jueguen, ya que es otra forma de estar en forma y practicar ejercicio.

Estos son dos hábitos que debemos ir enseñando a los más pequeños y que les proporcionará innumerables beneficios físicos.

No hay comentarios :

Publicar un comentario